Probador Toyota
Datos del Probador
Ángel Villalba

Nombre: Ángel
Apellidos: Villalba
Edad: 43 años
Profesión: Conductor autoturismo
Primer coche: Renault 5 Copa
Coche actual: Hyundai Sonata 2000 CDRI
Aficiones: Deportes de motor y ciclismo

Fotos
Vídeos
Blog de Ángel Villalba
El Auris llega a Zaragoza
7 de julio de 2011

El Toyota Auris ha llegado a Zaragoza a última hora de la tarde. A pesar de haberlo visto en las fotos del blog la primera impresión sobre su exterior es que es un coche con unas líneas modernas yo diría incluso que tiene un toque racing. Mientras Salvador me da las orientaciones necesarias para echar a andar me doy cuenta de que tiene un interior muy confortable. Al principio parece que va a ser complicado de conducir ya que hay botones que son totalmente desconocidos, además es un vehículo automático…. Pero nada más lejos de la realidad: le damos al botón de encendido y ¡adelante!

Como primer día sólo hemos tenido tiempo de llevar a Salvador a la estación del AVE. Mañana comenzamos a probarlo en serio.


Primer día en la ciudad
9 de julio de 2011

Mañana de recados por la ciudad y voy confirmando que efectivamente es muy fácil de llevar y que, cuando arrancas y circulas por debajo de los 50 km/h, da la sensación de que el coche está en punto muerto: es completamente silencioso y creo que su consumo puede llegar a estar sobre los 4,0 l/100 km.


Consumos muy bajos
12 de julio de 2011

Esta tarde he salido a callejear por Zaragoza, bueno yo sólo no, con mi hijo pequeño que está encantado con esta experiencia de probar un coche. Hoy tocaba el placer de conducir por conducir sin un sitio fijo donde ir. Mi única intención era poner a prueba su bajo consumo en ciudad y ¡¡es cierto!! He tenido una media de 4,9 litros. Además, creo que lleva unos frenos muy buenos, esto es imprescindible en un vehículo automático, me atrevería a decir que en este sentido se puede equiparar a vehículos de alta gama automáticos en los que este aspecto se cuida especialmente. Habrá que pensar en sacar el Auris a la carretera para ver si su consumo y potencia convencen del mismo modo que en ciudad.


Buen comportamiento en carretera
13 de julio de 2011

Hoy he decidido hacer un recorrido mixto por autovía y carreteras comarcales. Aprovechando que tengo que hacer unas gestiones en una localidad a 78 km de Zaragoza, Sestrica, haremos un recorrido con la familia y subiremos hasta el castillo del Papa Luna en Illueca.

En este recorrido la media de consumo alcanza los 6,1 litros y compruebo la utilidad del botón Power que me permite una mayor potencia en los adelantamientos en carreteras de doble sentido y en la subida de dos puertos que, a pesar de encontrarse en el tramo de autovía, hacen la conducción más ligera -eso sí, en detrimento de ese silencio que ya he comentado, porque en cuanto utilizas el power el motor parece que ruge como un autentico deportivo-.

Regresamos a casa con la idea de que se comporta bien en carretera y que en todo momento tiene una estabilidad excelente.


A prueba en cuestas
14 de julio de 2011

Ultimo día para rodar con el Auris y hemos decidido hacer una excursión a tierras oscenses: nos vamos al castillo de Loarre. ¡Ánimo, compañero, que te espera una carretera con unas pendientes medias del 5%!

Cogemos la autovía dirección a Huesca y vamos viendo que el consumo no es muy elevado, no en vano vamos en la opción ECO, en una autovía y con tranquilidad. Al llegar a Huesca tomamos dirección a Loarre y tenemos la oportunidad de comprobar que la suspensión tiene una gran eficacia en cuanto a confort, puesto que esta carretera comarcal está en obras y el estado del asfalto es pésimo. Vamos haciendo kilómetros y encontramos un tramo de curvas, volvemos a constatar que la suspensión cumple correctamente ya que toma las curvas bastante plano. Hemos llegado por fin al último tramo del recorrido: las pendientes más pronunciadas. Quedan 4 km de ascenso y decido utilizar la opción Power: el motor se revoluciona considerablemente, no le cuesta subir y creo que va bien asentado en la carretera, aunque este tramo hará subir el consumo.

De vuelta hacia Zaragoza voy pensando que me parece un buen coche porque en definitiva gasta poco, es muy confortable, sólido, bien sentado en la carretera, con una equipación completa aunque con un maletero de escasa capacidad. Qué lástima mañana hay que devolverlo… con lo fácil que ha resultado llevarlo y lo bonita que ha sido esta experiencia. Mi agradecimiento a la revista por poder participar y permitirme disfrutar haciendo algo que además de ser mi profesión me encanta: CONDUCIR.




bridgestone Demac